miércoles, 1 de mayo de 2013

Correlación COBRE y BOLSA

Que te parece? 

Cuando hay vínculo hay oportunidad


Tenemos un potencial negocio seguro ¡Veámoslo!
Como ya te comenté en alguna ocasión, el precio del cobre suele liderar a la Bolsa.
Esto es así porque el cobre es la materia prima industrial por excelencia. Las fábricas demandan cobre (lo que sube el precio) cuando tienen necesidad de seguir produciendo para satisfacer la fiebre compradora de los consumidores. La industria va bien y la Bolsa sube.
Por eso, rara vez el precio del cobre y el S&P500 se descorrelan. Descorrelarse es perder correlación, que en cristiano viene a ser “ir cada uno por su cuenta”.
De todos modos, raro no significa nunca. A veces, cobre y S&P500 se descorrelan y, como sabemos que tienen tendencia a rimar (como diría Hugo Ferrer), esto supone una oportunidad.
Pincha en la imagen para verla en grande. Presta atención:
Pincha en la imagen para verla bien
Pincha en la imagen para verla bien
Te he puesto la configuración de StockCharts en la foto para que tú puedas hacer esto mismo cuando quieras y en otros gráficos.
 La oportunidad
Una de dos, o el S&P500 se hunde para parecerse al cobre, o el cobre se dispara al alza para parecerse al S&P500. Incluso puede que se den las dos cosas a la vez. Lo que sabemos es quequerrán unificar comportamientos, y ahora mismo son muy dispares.
Así pues, la oportunidad consiste en comprar cobre, vender S&P500 y esperar. Para cuando los dos gráficos vuelvan a tener una buena correlación, habremos ganado dinero en conjunto.
No sé si la Bolsa caerá o si el cobre subirá, pero casi seguro que una de estas dos cosas sucederáen mayor proporción que la otra, y será con esa ventaja con la que ganemos dinero.
La entrada es ya mismo, y la salida será cuando el indicador de correlación suba hasta los niveles habituales (0.75, podría ser una buena cifra).
 El error más típico de estas operaciones
Fíjate bien en el gráfico: Si te hubiera puesto esta imagen hace un par de meses, te habrías lanzado a comprar como loco ¿Por qué? Porque cuando la correlación cae a cero, siempre empieza a subir.
Sin embargo, puedes comprobar que siempre no es lo mismo que los ejemplos anteriores que se ven en el gráfico.
El error más típico de este tipo de operaciones en el que buscamos aprovechar el regreso a la normalidad respecto al vínculo (correlación) de dos precios es anticiparse a esa vuelta a la normalidad.
Consejo: Aunque te pierdas muchas como esta, espera siempre a que el gráfico (correlación) empiece a darse la vuelta. Ganarás menos, pero ganarás muchas más veces. Tantas, quecompensa.
 Cómo comprar cobre y cómo vender S&P500
Hay mil maneras de hacer esto. Yo voy a optar por comprar este ETF: JJC
Como puedes ver en la foto, replica muy bien al precio del cobre:
ETF JJC Cobre
 Para vender S&P500, ya que estamos, hagámoslo también con ETFs. El ETF más famoso del mundo es SPY (seguro que te suena). Tan sólo tenemos que ponernos cortos en este ETF, cosa que podemos hacer si operamos directamente con un broker americano.
Si esto te resulta inaccesible, puedes optar por hacerlo con un futuro del S&P500 o con un CFD sobre un futuro del S&P500, que esto sí lo tienes en cualquier sitio.
Lo que no te recomiendo es que compres un ETF inverso del S&P500, que los hay, porque la maniobra te rendirá menos. En caso de necesidad, siempre puedes hacerlo, pero que quede ahí como último recurso.
 Nota importante
Si no mides bien, te puede suceder lo siguiente:
Compras cobre y vendes S&P500. Tanto el cobre como el S&P500 se desploman violentamente. Como sus comportamientos se han igualado, la correlación sube y la operación termina.
Con el cobre (estabas largo) pierdes $250. Con el S&P500 estabas corto y ganas $100. Has acertado de pleno y has perdido pasta ¿Cómo es posible?
Tienes que igualar riesgos y beneficios potenciales.
Por un lado, estima hasta donde puede caer el cobre. Por otro, hasta donde puede subir el S&P500. Con eso te haces una idea del riesgo que asumes.
Después dimensiona las posiciones de cobre y S&P500 para que, si varían el mismo porcentaje, tú ganes y pierdas el mismo dinero.
Recuerda que estás jugando a dos bandas y que tu beneficio está en la diferencia entre ambas operaciones. Es casi seguro que perderás una de las dos (y en principio no sabes cuál será), por eso asegúrate de que en ambas apuestas, de perder, pierdas lo mismo y que, de ganar, ganes lo mismo.
La correlación se encargará entonces de que ganes más de lo que pierdas, porque lo único que  tú sabes es que el cobre subirá más o caerá menos que el S&P500.
 ¿Negocio seguro?
Es tontería preguntarlo: Desde luego que no.
Por mucha correlación entre índices que haya y por mucha conjunción astral que se dé, el cobre se puede desplomar y el S&P500 puede subir como un cohete, tanto y durante tanto tiempo que se te quiten las ganas de volver a operar en tu vida. Ni que decir tiene, pon unos buenos stop loss y no arriesgues más de la cuenta en esta (ni en ninguna) operación.
Espero que esta idea te haya servido de ayuda. De paso, hemos aprendido a superponer precios y amedir correlaciones en StockCharts, que no es poco. Pincha en los botones para retuitear, facebookear, y googlemasunear este artículo ¡Te espero en los comentarios!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Haz Tu Comentario